La zona del contorno está sometida al parpadeo constante de los ojos y su piel es la más fina y sensible
del rostro, lo que provoca pérdida de elasticidad y la aparición de arrugas.
Las ojeras proceden de la concentración sanguínea y los vasos linfáticos cercanos a la dermis que causan
ennegrecimiento y/o hinchazón del contorno.
Nuestro serum de tratamiento está formulado con ingredientes naturales seleccionados para dar el
mayor beneficio y protección a esta delicada zona.

Título

Ir a Arriba